Como un soldado

Como un soldado ha caído el sueño muerto en esta noche de julio. Herido por el calor y el ruido, exhaló su último aliento poco antes de amanecer. Tras sí deja un cuerpo fatigado e incrédulo y muchos pequeños sueños diurnos. Todos lloran la pérdida del que pudo haber sido el Gran Sueño Reparador de la noche del veintiocho. Hoy un sueño de reemplazo ocupará su lugar. En la guerra contra la vigilia se libra un combate cada noche.

97050

Sin título, 1995