Camino

Lo difícil de hacer camino

es andarlo desbrozando.

Al final, ni andas ni haces.

Véame yo libre de las marañas,

de los atosigantes,

de las falsas deudas,

de los cobradores de impuestos

personales,

de los que pasan facturas

por inexistentes servicios.

Bienvenidos los que dan y reciben,

ni ostentosos ni paupérrimos,

con la dignidad propia

del ser humano.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s